Lo más visto esta semana...

13 de julio de 2007

Estados Unidos podría generalizar el uso de clones con fines alimentarios

Lo cuenta BBC: según parece, la administración estadounidense podría dar su aprobación al uso de animales clonados en la industria alimenticia en menos de dos años. Los argumentos: que esto podría mejorar la calidad y la eficacia del ganado, y que no reporta ningún riesgo para la salud.

Lo que no nos cuentan es que la capacidad de supervivencia de una especie depende de su acervo genético, y éste se relaciona directamente con la variabilidad. En cristiano: si un determinado animal (individuo) dentro de la especie es más vulnerable a un virus, por ejemplo, la supervivencia de la especie se garantiza si existen otros individuos más resistentes: estos últimos sobrevivirán y se reproducirán. ¿Pero que ocurre si todos son vulnerables (clones)? Nos dirán que seguirán existiendo otros ejemplares genéticamente diferentes. Ya pero... ¿Quién demonios va a dedicarse a criar animales que no pueden competir en el mercado con los clonados? ¿Estarán en los zoológicos? ¿Serán suficientes para detener el desastre?¿Qué pasa si se da una mortandad cercana a la extinción en una especie doméstica? ¿cuál sería el impacto sobre la población humana en términos de alimentación? ¿Qué otros efectos que ahora ignoramos tendría generar cabañas millonarias de animales clonados..?

2 comentarios:

  1. Es el mismo argumento utilizado durante los años 60 cuando se inició la mal llamada Revolución Verde. Prometieron que con el uso masivo de componentes químicos se acabaría con el hambre del mundo.
    Ahora con la clonación promoten lo mismo, lo único que pasará es el enriquecimiento rápido de unos cuantos a costa de unos muchos.
    Por cierto, bien explicado lo de la variablidad genética, esa es la clave.

    ResponderEliminar
  2. Exacto. El proceso es fácil. Se contrata a unos cuantos científicos desencantandos que aseguran que no hay riesgo en términos que el común de los mortales no puede entender, se financian unos cuantos estudios carentes del mínimo rigor, pero que arrojan estadísticas indiscutibles (cómo nos gustan las estadísticas...) y se ocultan las sombras. Y detrás de todo el proceso, como siempre, una nueva forma de abaratar costes de producción y generar nuevos beneficios. Y a largo plazo, el desastre...

    ResponderEliminar