Lo más visto esta semana...

8 de octubre de 2007

Sexo en las alturas, o qué es aquello que reluce...

Desde la irrupción del puenting, los deportes de riesgo no habían vuelto a renovarse. Es verdad que no quedaba mucho por inventar, pero siempre hay alguna lumbrera que va un poco más allá. Este par de dos, por ejemplo, acaban de inventar el kikipuenting con botellón incluido...



Un poquito más de cerca en funtasticus.

7 comentarios:

  1. Esos si se quieren!
    Queda demostrado que no todo ha sido inventado.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. M. Superiora5:20 p. m.

    A ver si es que los pobres son ciegos :shock:

    ResponderEliminar
  3. ¡Ciegos se están poniendo! :P

    ResponderEliminar
  4. Pues no, probarlo no lo he probado nunca, aunque un poquitín de envidia sí que da...

    Saludos renovados.

    ResponderEliminar
  5. Yo no sé cuánto de amor y cuánto de calentón hay sobre ese puente Baakanit... jeje

    Qué buena es usted madre, siempre pensando en la mejor posibilidad. Pero para mí que más que ser, van...

    jajaja, Ahí la has clavado Quatermain (con perdón de la expresión...)

    Mas que envidia da vértigo Armando.. jeje Si te consuela no creo que lo haya probado mucha gente, la verdad.

    ResponderEliminar
  6. Lo que deben tener es cuidado, porque puede suceder un accidente con tanta pasión descontrolada XD.

    Realmente pintoresca.

    ResponderEliminar
  7. Pues no te falta razón, desde luego, la altura es mortal de necesidad...

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar